Siete familias campesinas retornaron a sus tierras que habían sido despojadas por las AUC

815
Imagen utilizada para ilustrar la noticia. Foto: Opinión Caribe
-Anuncio-

Siete fueron las familias campesinas de Tierralta en Córdoba, que recuperaron el derecho sobre 600 hectáreas de tierras, que fueron arrebatadas por el exparamilitar Salvatore Mancuso en los predios Las Flórez y El Levante.

Los extensos terrenos figuraban a nombre de una sociedad de inversiones, y donde su principal accionista era Martha Dereix, exesposa del líder paramilitar, quien se opuso al proceso, sin embargo, los magistrados de Tribunal consideraron que las tierras se adquirieron en una difícil situación de orden público y presión armada por las AUC.

“Este es un resultado satisfactorio y celebramos la decisión de los magistrados. Insistimos en que estos casos no van a quedar en la impunidad y que las tierras arrebatadas por los violentos van a ser devueltas a sus justos y legítimos propietarios”, aseguró al medio de comunicación La Razón el director de la Unidad de Restitución de Tierras, Ricardo Sabogal Urrego.

“Yo luché con todas mis fuerzas por esta tierra. Me enfrenté a Mancuso sin miedo para que la parcela la tuvieran mis hijas. Me esforcé y la recuperé, con ayuda de la restitución. Ahora cultivo y tengo animales. Atrás quedó el doloroso pasado; mi presente es la tranquilidad, en mi tierra”, afirmó Rosa Elvira, campesina beneficiaria de las restituciones de tierras en Córdoba.

Según la Unidad de Restitución de Tierras, los campesinos víctimas de Mancuso que vivieron en Las Flórez, abandonaron sus tierras por las presiones que hicieron las Autodefensas